Antorcha olí­mpica recorre la Gran Muralla rumbo al fin de su recorrido

BEIJING (AP). La antorcha olí­mpica cumplió el jueves uno de los últimos tramos de su accidentado periplo intercontinental al recorrer la histórica Gran Muralla China en ví­speras de la inauguración de los Juegos Olí­mpicos.

Tras una breve ceremonia en el sector Badaling de la muralla, cientos de aficionados ondeando pompones rojos y amarillos aplaudieron cuando partió el primer portador de la antorcha, Li Zhonghua.

"Si uno no va a la Gran Muralla, uno no es un hombre de verdad", dijo Li, uno de los principales pilotos de prueba de China, repitiendo una cita de Mao Zedong.

La Gran Muralla, proclamada por la UNESCO como Patrimonio de la Humanidad. Fue construida por la dinastí­a Qin, la primera de China, en el año 220 antes de Cristo como protección contra los invasores nómades, aunque gran parte de su larga extensión se completó bajo la dinastí­a Ming en el siglo XIV.

Badaling es el tramo turí­stico de la muralla, visitado por innumerables dignatarios y turistas de todo el mundo.

El recorrido de 15 minutos por la ruta de antiguos ladrillos llevó a la antorcha un paso más cerca del fin de su accidentado recorrido intercontinental, que incluyó protestas en varios paí­ses, y que terminará cuando con ella se encienda el pebetero durante la ceremonia inaugural de los Juegos Olí­mpicos el viernes en el estadio Nido de Pájaros.

Quince portadores llevaron la antorcha por la muralla entonando "Beijing jia you, Aoyun jia you," o "Adelante Beijing, adelante olí­mpicos".