Houston espera mientras Warriors intenta acabar con Clippers

Golden State ansiaba enfrentar a Houston. Al menos así lo admitió Klay Thompson.

Kevin Durant no estaba tan seguro. Y Stephen Curry rechazó por completo la premisa.

Los Warriors no engranaron en el quinto partido de la serie de primera ronda en la Conferencia Este ante los Clippers de Los Ángeles — y se mantuvieron fuera de sincronía al terminar el encuentro cuando se les preguntó si ya estaban pensando en un enfrentamiento en la siguiente fase ante Houston, en una repetición de la final de Conferencia de la temporada pasada. Y tal vez para sorpresa de todos, la serie entre Warriors y Clippers aún sigue dando cuerda.

Los Clippers recibirán el viernes el sexto duelo, e intentarán empatar la serie para volver al Oracle Center para un encuentro decisivo el domingo. El miércoles evitaron la eliminación con un triunfo de 129-121 en casa de los Warriors en el quinto partido.

“Estamos ansiosos por volver a casa”, dijo el coach de los Clippers Doc Rivers. “Me imagino que no se habrán vendido muchos boletos porque no creo que mucha gente pensara que habría un sexto juego. Pero nuestros jugadores sí”.

Las entradas se vendieron en un parpadeo el jueves.

Esta es la primera vez en las cinco temporadas de Steve Kerr como entrenador de los Warriors en que su equipo — campeón de la NBA en tres de los últimos cuatro años — juega más de cinco encuentros en la primera ronda. Los Warriors tenían 31 triunfos en fila como locales cuando conseguían al menos 121 puntos en tiempo regular. En esta serie están 0-2 en esas circunstancias.

“Los Clippers son un excelente equipo”, comentó Kerr. “Ganaron 48 juegos. El Oeste tiene una increíble calidad este año. Así que, desde luego, tienen nuestro respeto. Nos superaron (en el juego 5) y tienen un gran plantel. Así que debemos mejorar si queremos derrotarlos”.

Cuando Kerr habla de “mejorar”, habla del aspecto defensivo.

Los Warriors perdieron el quinto juego en casa a pesar de que Durant terminó con 45 puntos, y Thompson y Curry se combinaron para otros 46. Encestaron 15 triples, lo que no habían hecho durante una derrota en casa en más de un año. Pero permitieron que los estelares reservas de los Clippers Lou Williams y Montrezl Harrell anotaran un total de 57 tantos al concretar 23 de sus 33 intentos, además de las 26 unidades que aportó Danilo Gallinari. Además, de alguna manera, permitieron que Patrick Beverley, un base que mide 1,85 metros (6 pies 1 pulgada) descolgara 14 rebotes.

Los Clippers fueron el octavo lugar del Oeste y se enfrentan a los bicampeones defensores, en una serie en la que no eran favoritos.

No sienten presión, algo que sin duda juega a su favor.

“No queríamos que nuestra temporada llegara a su final porque sabemos lo duro que hemos trabajado y todo el tiempo y esfuerzo le han dedicado todos los entrenadores y toda la organización en nuestra temporada”, comentó Harrell.

Houston aguarda; si los Warriors ganan el viernes, el primero de la serie entre Rockets y Golden State sería el domingo.