San Francisco, campeón de la Serie Mundial