El príncipe Ali y Van Praag fueron víctimas de extorsión

Dos rivales de Joseph Blatter a la presidencia de la Federación Internacional de Fútbol (FIFA) fueron víctimas de un intento de extorsión por parte de estafadores que amenazaron con informaciones que calificaron de sensibles, publicaron periódicos de Singapur y Holanda.

Según el diario singapurense The New Paper y el holandés De Volkskrant, el príncipe Ali Bin Al Hussein y Michael Van Praag fueron contactados por individuos desde Kenia, que les pidieron dinero a cambio de informaciones que habría conseguido el actual presidente de la FIFA.

Al príncipe jordano se le habría dicho que la hija de Blatter había recurrido a una empresa de seguridad india para vigilarle, mientras que a Van Praag, que el jueves anunció su renuncia a presidir la FIFA, se le dijo que en agosto de 2014 Blatter solicitó que se le espiara, en previsión de que pudiera presentarse contra él en las elecciones.

"¿Cuáles serían las consecuencias para mi imagen si respondiera a ese tipo de e-mails?", reaccionó Van Praag, presidente de la Federación Holandesa de Fútbol, que dijo no tener "nada que esconder".

Contactada por The New Paper, la hija de Blatter, Corinne, desmintió haber dado ninguna orden para vigilar al príncipe Ali.

"No sé quién está detrás de esto, pero el objetivo es claramente dañar la reputación de mi padre", declaró.

Van Praag anunció el jueves que abandonaba la carrera para presidir la FIFA, igual que el exfutbolista portugués Luis Figo.

Sólo el príncipe Ali Bin Al Hussein se mantiene como rival de Blatter para las elecciones presidenciales, que tendrán lugar la próxima semana durante el Congreso del organismo en Zúrich.

RELACIONADOS