Infantino aboga por menos partidos y torneos

El futuro del fútbol podría depender de disputar menos partidos y menos torneos para así esquivar una crisis financiera, dijo el presidente de la FIFA en una entrevista publicada el lunes.

Con el fútbol casi que totalmente paralizado por todas partes del mundo y sin una luz al final del túnel debido a la pandemia del coronavirus, Infantino advirtió que el deporte se expone a una recesión.

“Quizás podamos reformar el fútbol mundial dando un paso atrás”, dijo Infantino en la entrevista que el diario italiano Gazzetta dello Sport publicó en el día que cumplió 50 años.

“Se necesita tener una evaluación del impacto global”, dijo el presidente de la FIFA. “Todos juntos para salvar al fútbol de una crisis que tiene el riesgo de ser irreversible”.

Infantino señaló que tener “formatos distintos” podría ser una de las respuestas, con “menos torneos, pero más interesantes”.

“Quizás menos equipos, pero más igualados”, añadió. “Menos partidos, pero más competitivos, para proteger la salud de los jugadores”.

Previo a la pandemia, Infantino había ensanchado el ya congestionado calendario de fútbol al expandir la Copa Mundial de 32 a 48 selecciones a partir de la edición de 2026, además de lanzar un Mundial de Clubes con 24 participantes desde el año próximo.

La edición inaugural del Mundial de Clubes en China deberá esperar, luego que la semana pasada la UEFA y la CONMEBOL aplazaron sus campeonatos por un año hasta 2021. La decisión se tomó para permitirle a las ligas domésticas poder completar sus temporadas.

La paralización ha dejado muy pocas fechas en el calendario internacional de la FIFA para completar el proceso de las eliminatorias para el Mundial de Qatar en 2022.

Todo este generará mayor presión entre los jerarcas del fútbol — muchos con conflictos de interés — para abrir un debate sobre un apretado calendario que ha quedado en evidencia por la pandemia.

Algunos clubes de alto calado en Europa desean tener más partidos garantizados en una Liga de Campeones mucho más amplia, y las ligas de 20 equipos tendrían que hacer recortes, como sería el caso de los torneos de primera división en Inglaterra, España e Italia.

“No es ciencia ficción. Hay que debatirlo”, dijo Infantino sobre la posibilidad de ajustes en el calendario.

“No sabemos cuándo volveremos a la normalidad”, añadió.

La FIFA anunció el mes pasado la creación de una fuerza de tarea especial compuesta por miembros de federaciones, clubes, ligas y sindicatos que confeccionarían un nuevo calendario internacional a partir de 2024. Esa encomienda podría incluir los próximos cuatro años para ajustarse a la reciente paralización.