Mundial: Maradona recibe a lí­der de derechos humanos

PRETORIA, Sudáfrica (AP). Diego Maradona se fundió el martes en un abrazo con una lí­der de los derechos humanos en Argentina y que preside a una organización de abuelas de desaparecidos durante la última dictadura militar en ese paí­s sudamericano.

Maradona recibió a Estela Carlotto, presidenta de Abuelas de Plaza de Mayo al término de una práctica de la selección de Argentina que participa de la Copa Mundial.

El técnico de la Albiceleste apoya a las Abuelas de Plaza de Mayo en su candidatura para ganar el premio Nobel de la Paz.

"Este Mundial nos llena de esperanza", dijo luego Carlotto a la prensa. "En el 78 los papás de los desaparecidos llorábamos con cada gol", agregó la dirigente, según la agencia oficial argentina Télam.

En 1978, en plena dictadura militar, Argentina ganó en casa su primer Mundial. El segundo fue en México en 1986 con un Maradona descollante dentro de la cancha.

Carlotto dijo que le retribuyó a Maradona su respaldo a las Abuelas de Plaza de Mayo.

"Gracias por venir, las quiero mucho", le dijo Maradona a Carlotto, según periodistas en el lugar.

"Gracias a vos Diego, por tu lucha, por todo lo que representás", le respondió Carlotto al técnico, quien le entregó un banderí­n de la liga argentina de fútbol.

En las tribunas de campo de entrenamiento de Argentina, en la Universidad de Pretoria, Argentina colgó grandes cartelones con la leyenda "Apoyamos a las Abuelas de Plaza de Mayo".

Esa organización ha localizado a un centenar de sus nietos que cuando eran bebés fueron sustraí­dos y en numerosas ocasiones adoptados de forma ilegal por militares o personas afines al régimen de facto (1976-1983).