Algunos jugadores del Cardiff tienen miedo a volar, dice su capitán Sol Bamba

La desaparición del avión que trasladaba al argentino Emiliano Sala ha provocado que varios jugadores del Cardiff, el club al que se iba a incorporar el delantero, tengan miedo a volar, declaró el capitán del equipo galés Sol Bamba.

Emiliano Sala y el piloto David Ibbotson viajaban hace diez días a bordo de un avión Piper Malibu que desapareció de los radares a una veintena de kilómetros al norte de la isla de Guernesey, cuando el futblista viajaba para unirse a su nuevo club procedente del Nantes.

"Es una situación muy inusual, una gran tragedia. Todos estamos muy afectados, los chicos, la ciudad, todo el club... Hemos necesitado ayuda, viajamos en avión y algunos de los chicos han pensado 'no lo volveré a hacer'. Fue muy grave", señaló el jugador marfileño tras caer 2-1 ante el Arsenal el martes.

"Conocía a Emiliano personalmente y tenía una conexión con él a través de mi agente. Vino al club para visitar el estadio y la cancha de entrenamiento, estuvimos hablando. Claro que era una parte de nosotros, sentimos que lo hemos perdido", añadió.

"Cuando hablé con él antes de su firma, me preguntó por el club, por el vestuario, si iba a estar bien e el equipo. También me preguntó por la ciudad y obviamente solo le dije buenas cosas", continuó.

La familia de Sala, de 28 años, anunció el sábado que lanzaba por su cuenta las operaciones de búsqueda del aparato en el canal de la Mancha gracias el dinero obtenido con una colecta en línea, después de que las autoridades británicas decidieran el jueves poner fin a la operación de socorro.